The leftovers.

Series a lo largo del tiempo (III): The leftovers

Cuando comenzamos esta sección en la revista, planteábamos un eje estructurador para hacer nuestras recomendaciones: series del pasado, del presente y del futuro. Para narrar este futuro y finalizar, así­, nuestras series a lo largo del tiempo, hemos elegido The leftovers (2014), de los creadores Damon Lindelof y Tom Perrotta.

 

Olvido.

Fotograma de promoción de la serie con los dos personajes protagonistas

 

A pesar de que pueda parecer algo contradictorio, The leftoves no es una serie futurista. No hay androides que sueñen con ovejas eléctricas ni coches voladores. Esta serie no se adelanta en el tiempo para narrar una posible evolución de nuestra realidad a través de grandes avances tecnológicos. Y aún así­, es perfecta para hablar del futuro.

The leftovers es una distopía que parte de la base de la desaparición del 2% de la población total. Sin ningún tipo de explicación al fenómeno y sin ninguna pista de a dónde han podido ir los desaparecidos, los protagonistas van a tener que enfrentarse a su ausencia. No existe en ellos un posible duelo porque nadie sabe qué ha sucedido; la sola palabra desaparecido imposibilita a los personajes principales el seguir adelante con sus vidas. No hay cadáveres, no hay una confirmación de la muerte, solo queda el vací­o.

 

Olvido.

Foto promocional de la serie

 

Precisamente por esa razón creemos que es una gran narración futurista. Como ya comentamos en otro artículo de The Lighting Mind, las distopías están hechas para analizar nuestra realidad actual como si no formáramos parte de ella. Es una forma de comprobar nuestras costumbres y ponerlas en el punto de mira. En el caso de la serie que os traemos hoy, su planteamiento hace que los espectadores se sientan atravesados de igual forma por ese vacío.

Un grupo de personas llamadas “Los culpables remanentes” harán todo lo posible porque ese vacío siga abierto y la herida no se cierre jamás.

 

Olvido.

Una culpable remanente en sus tareas cotidianas.

 

Precisamente, el olvido y su imposibilidad son los grandes temas que se trata en The leftovers. Uno sabe que debe continuar con su vida, aun cuando sucedan en ella cosas malas. Eso es lo que se espera, que uno sea fuerte y consiga vencer la locura que se esconde tras cada cosa mala. Pero en The leftovers podemos comprobar que la locura es relativa y que convivimos con ella durante tanto tiempo sin darnos cuenta que puede llegar a ser cotidiana.

A su vez, para disfrutar de la serie hay que dejar de pensar demasiado en ella porque entonces no va a gustarnos nada. Si dejamos que la serie nos ofrezca sus razones y su visión, comprenderemos el porqué de las acciones de los personajes y entonces podremos empezar a entender su locura. Y un poco también la nuestra.

The leftovers tiene la virtud de entregarnos una historia llena de potencia y sentimiento sin elementos innecesarios y directo para que el espectador saque sus propias conclusiones sobre lo que está viendo.

He seleccionado una escena para todos aquellos que están interesados en introducirse en esta maravilla. Ayuda a asentar el concepto del olvido y la locura que hemos estado tratando. Dejo que las imágenes hablen por sí solas, solo espero que os inunde como nos ha inundado a nosotros.

Mamen García García

Mamen García García

Soy una persona que se agarra fuerte a la vida y, precisamente por eso, espera constantemente que nunca deje de sorprenderle. Pasional y cinéfila hasta la médula.
Mamen García García

Latest posts by Mamen García García (see all)

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *